CCOO Irakaskuntza recuerda al departamento de educación que comienza el curso con demasiados deberes pendientes

    Tras un verano lleno de interrogantes políticos (gobierno en España, crecimiento de la ideología ultraconservadora), económicos (guerras comerciales, Brexit, enfriamiento global, escasa redistribución de la riqueza, crisis medioambiental como el escándalo de la deforestación del Amazonas) y sociales (crisis humanitaria, aumento de refugiados/as, guerras interminables), el Departamento de Educación del Gobierno Vasco deberá dedicarse con esfuerzo, al menos a cuatro deberes pendientes:

    11/09/2019.

    1.- El cumplimiento íntegro de los Acuerdos firmados para los distintos colectivos de la Enseñanza Pública no universitaria, en mayo de 2018, con el objetivo de dar paso a la negociación de un nuevo acuerdo global que recoja la actualización de las condiciones laborales de todo el personal público de esta Administración, así como la devolución de los derechos suspendidos en otros tiempos (aportación a Itzarri, recuperación primas de jubilación,…)

    2.- La intervención activa en el conflicto que tiene abierto la Enseñanza Concertada desde hace más de un año. Como se le ha pedido de forma reiterada en este tiempo, la Consejería de Educación tiene que dejar de esconderse y abordar su responsabilidad para que la incertidumbre desaparezca en este sector educativo. Reiniciar los trabajos para conseguir un acuerdo de recolocación del personal excedente que satisfaga las necesidades apuntadas por este sindicato, sería un buen comienzo.

    3.- La decisión definitiva respecto a la nueva ley educativa vasca. Ya basta de declaraciones que no suponen ningún avance efectivo y que generan inquietud en la comunidad educativa. CCOO Irakaskuntza desconoce si existe ya un borrador de texto articulado que sea el anteproyecto, pero está diametralmente en contra de lo que se ha llevado como documento básico al Consejo Escolar de Euskadi y espera que sean otras las bases sobre las que discutir una nueva ley.

    4.- La financiación suficiente para la investigación en la UPV. La Consejería deberá dotar de fondos adecuados a los colectivos investigadores más precarios y peor retribuidos (pre y postdoctorales) para que tengan salarios dignos.

    Documentación asociada
    Documentación asociada

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.